Has oído hablar de Reiki? Tal vez es la primera vez que lees esta palabra, o tal vez has oído alguien hablar de Reiki, pero nunca has buscado más información al respecto. Si has llegado hasta aquí es que llegó tu momento de recibir la información que necesitas.

Comencemos por definir la palabra Reiki:

ReikiREI = Energía universal o energía divina

KI = la energía que posee cada ser viviente

Reiki es una disciplina antigua de sanación a través de las manos, o sea, que se transmite energía a través de las manos actuando así a nivel físico, mental y espiritual.

REIKI es una técnica con más de 5.000 años de antigüedad ,que fue sistematizada en el año  1.908 por el Doctor Mikao Usui .

 

usuiEl Reiki trabaja en cada uno de nuestros centros energéticos llamados chakras.Los seres humanos somos una colonia de 70 billones de células si descomponemos una celula lo que nos queda es energía .

Reiki actúa en profundidad yendo a la raíz del problema físico o emocional, permitiendo que la emoción o el patrón de conducta que ha creado el desequilibrio, se manifieste y sea sanado. También nos ayuda al crecimiento personal y a la expansión de nuestra conciencia.

La terapia Reiki pueden recibirla todos los seres humanos (adultos sanos, enfermos, embarazadas, niños y bebés), incluso también los animales y las plantas.

REIKI es compatible con cualquier terapia o tratamiento, pues actúa potenciando su efecto, permitiendo reducir las dosis de medicamentos y reduciendo los plazos habituales de restauración de la salud o mejorando la calidad de vida de quien recibe las sesiones de Reiki.reiki_5

En la actualidad se aplica de forma habitual y con éxito en clínicas y hospitales de diferentes ciudades españolas, donde médicos, enfermeras y personal sanitario aplican Reiki además del tratamiento habitual. En otros países, con mayor trayectoria y aplicación, como son Alemania, Suiza, Inglaterra, Japón y EEUU la práctica del Reiki está incluida dentro del sistema sanitario de seguridad social y dentro del sistema sanitario privado como una opción más, aplicable por sí misma o como complemento a otros tratamientos.
Es una terapia natural y complementaria a la medicina convencional y terapias psicológicas reconocida por la Organización mundial de la salud (OMS).

La terapia Reiki dura aproximadamente de 45 a 60 minutos y puede también enviarse a distancia. La energía va a donde tiene que llegar y va a trabajar por el tiempo que sea necesario.

chakrasSe colocan las manos sobre una serie de ubicaciones en el cuerpo llamados chakras y la Energía Reiki fluye.

Durante un tratamiento, se siente una relajación profunda, una gran sensación de paz. Muchas personas se quedan dormidas, cosa que no influye para nada en el resultado final, algunas siente un cosquilleo, calor o frío en diferentes partes del cuerpo según fluye la energía, otras personas ven colores, experimentan una sensación de “flotar” o sienten emociones que salen a la superficie y otras no sienten nada y no por ello el Reiki no está funcionando, la energía siempre fluye. Ahora bien, ¿qué hace diferente a un Maestro Reiki de una persona que no se ha iniciado en Reiki? Pues precisamente dentro del estudio del Reiki recibimos iniciaciones para poder utilizar símbolos que mediante la imposición de las manos podemos balancear la energía mental, física y espiritual.

El Reiki es una disciplina práctica, o sea, que puedes leer todo sobre REIKI pero la enseñanza práctica te la transmite oralmente el Maestro iniciado y sin esto es imposible dar Reiki.

Con la iniciación en Reiki, el maestro abre canales que nos pone en sintonía con la energía universal para poder transmitirla.

Los símbolos son secretos, pero con la tecnología es posible conseguirlos en internet o en algún libro, aun así no tienen efecto en la persona si estos símbolos no fueron transmitidos por un maestro.

El Reiki trabaja en cada uno de nuestros centros energéticos llamados chakras.

Nosotros, los iniciados en Reiki, somos canales simplemente porque la sanación es individual a cada persona.

Es bien importante recalcar que Reiki es una terapia natural y no se debe dejar ningún tratamiento médico.